Contacto
Menu

Título en Mantenimiento

Comparte en:

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
En la ocasión, llamó a los países del bloque a contribuir financieramente con la Oficina.

BUENOS AIRES/SANTIAGO (24 de noviembre de2014)– Amerigo Incalcaterra, Representante Regional para América del Sur del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUDH), participó este viernes 21 de noviembre en la XXV Reunión de Altas Autoridades de Derechos Humanos y Cancillerías del Mercado Común del Sur (Mercosur) y Estados Asociados.

La reunión, también conocida por su sigla RAADDHH, tuvo lugar la semana pasada en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, y convocó a distintas autoridades, funcionarios y funcionarias de las carteras de derechos humanos de los Estados Miembros y Asociados del bloque subregional, además de especialistas e integrantes de la sociedad civil, para abordar diversos temas de interés y explorar posibilidades de cooperación en materia de derechos humanos.

En ese contexto, Incalcaterra también participó del acto oficial de entrega del edificio sede del Instituto de Políticas Públicas en Derechos Humanos (IPPDH) del Mercosur, ubicado en el Espacio para la Memoria y los Derechos Humanos (ex ESMA), en Buenos Aires.

Contribuciones del Mercosur

Durante el evento, el Representante Regional del ACNUDH se refirió a la situación económica del ACNUDH a nivel mundial y regional, señalando la importancia de las contribuciones de los países del Mercosur para continuar con el mandato de promoción y protección de los derechos humanos.

El Representante explicó que el financiamiento voluntario de los países a la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha venido decreciendo en los últimos años, mientras que las exigencias y mandatos que se le piden han aumentado. Como ejemplo, Incalcaterra citó que mientras las necesidades a nivel mundial del ACNUDH para el 2014 fueron de 154 millones de dólares, las contribuciones voluntarias apenas alcanzaron los 108 millones, dejando un déficit que está limitando el mandato y las actividades de la Organización.

Por otra parte, Incalcaterra comentó que entre 2002 y 2014, el conjunto de los Estados miembros del Mercosur (Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Venezuela) han contribuido con cerca de 2.2  millones de dólares al trabajo del Alto Comisionado a nivel mundial. En cambio, la asistencia técnica y cooperación del ACNUDH solo para el Mercosur en los últimos cuatro años (del 2010 al 2014)  ha superado los 17 millones de dólares.

“La Oficina de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos ha contribuido al fortalecimiento de los derechos humanos de la región. Corresponde ahora a los países de la región, y en especial a los del Mercosur, contribuir financieramente a esta organización que tanto los ha apoyado”, exhortó el Representante del ACNUDH.

FIN

ONU Derechos Humanos, síganos en las redes sociales

Facebookwww.facebook.com/ONUdh

Twitterwww.twitter.com/ONU_derechos

YouTubewww.youtube.com/onuderechos

Flickrhttp://www.flickr.com/onuderechos

Objetivos de Desarrollo Sostenible Relacionados

Ir arriba