Fale conosco
Menu

Día Internacional das Meninas, 11 de outubro de 2019

Compartilhe em:

Share on twitter
Share on facebook
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Foto - UNICEF

GINEBRA (10 de octubre de 2019) – Con motivo del Día Internacional de las Niñas, expertos en derechos humanos de la ONU* aplauden la energía y el sentido de urgencia, así como el coraje y el intelecto, que las niñas y las mujeres jóvenes han llevado a reconocer y confrontar muchas de las luchas actuales, desde el cambio climático y la igualdad de género hasta la pobreza y la violencia. En una declaración conjunta, los expertos dicen que las adolescentes deben ser apoyadas por todos los que se preocupan por los derechos humanos y un futuro sostenible.

“El activismo juvenil, encabezado por las niñas, ha traído energía fresca y un renovado sentido de urgencia para abordar los problemas contra los que han luchado las generaciones anteriores. Han demostrado que nadie es demasiado joven para actuar por los derechos humanos, y que nadie es demasiado pequeño para marcar la diferencia. Estas jóvenes defensoras de los derechos humanos están iniciando, uniéndose y liderando movimientos con insistencia y coraje, enfrentando reacciones violentas y ataques.

Estas niñas y mujeres jóvenes son cada vez más reconocidas. Malala Yousafzai se convirtió en la ganadora más joven del Premio Nobel a la edad de 17 años, en reconocimiento de su lucha por el derecho de las niñas a la educación. Greta Thunberg, de 16 años, fue invitada este año para dirigirse a líderes mundiales en la Cumbre Mundial sobre el Clima, y ​​Autumn Peltier, una niña indígena de 13 años, ha sido nominada para el Premio Internacional de la Paz Infantil. Hay muchas otras que participan activamente en la justicia social. Deben ser apoyados por todos los que se preocupan por los derechos humanos y el futuro sostenible. Diferentes generaciones necesitan unir fuerzas en la búsqueda de la justicia social.

Es profundamente preocupante que algunas de estas valientes niñas y jóvenes hayan sido objeto de acoso y abuso y, a veces, de odiosos ataques en las redes sociales. No se deben tolerar los ataques contra jóvenes defensores de los derechos humanos. Los Estados tienen la obligación de garantizar el disfrute de los derechos de las niñas y los niños, incluido su derecho a la privacidad, la libertad de pensamiento, expresión y asociación.

Treinta años después de la adopción de la Convención sobre los Derechos del Niño, 25 años después de la Conferencia Mundial sobre la Mujer de Beijing, y a más de 40 años de aplicación de la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer, estamos empezando a ver notables progreso en el área de los derechos de la niña. Sin embargo, el ciclo de la situación de desventaja de las niñas resulta difícil de romper en muchos lugares, donde muchas niñas continúan siendo consideradas inferiores, descuidadas y sujetas a estereotipos dañinos, forzadas a matrimonios y formas contemporáneas de esclavitud, sometidas a violencia en la familia y las escuelas, privados de oportunidades educativas y de sus derechos sexuales y reproductivos.

Y sin embargo, a pesar de su posición generalmente desfavorecida, las niñas y las mujeres jóvenes están a la vanguardia de las luchas críticas de nuestro tiempo, caracterizadas por crisis políticas, socioeconómicas y ambientales. Están involucrados en una variedad de problemas, exigiendo el fin de la violencia de género, la violencia armada, el fundamentalismo y el extremismo, e insisten en la implementación del derecho a la educación, los derechos sexuales y reproductivos y el empoderamiento económico y político. Luchan por la justicia ambiental, los derechos al agua y al saneamiento, los derechos de los pueblos indígenas, las minorías, los migrantes y las personas LGBT. No solo se enfrentan a la reacción violenta, sino que también exigen responsabilidad y proponen nuevas soluciones para un mundo diferente, a menudo empleando métodos innovadores y creativos. Están actuando como agentes de cambio en la vida pública.

Hoy, cuando la comunidad internacional conmemora este día internacional por séptimo año, celebramos a las niñas por sus logros y su activismo social. Las adolescentes, que están a la vanguardia de muchas de las luchas de hoy, han demostrado su poder único para movilizarse y liderar. Exigen la protección total de sus derechos humanos a un planeta seguro y sostenible y que sus voces sean escuchadas. Hacemos un llamado a los Estados para que tomen todas las medidas necesarias para cumplir con sus obligaciones en materia de derechos humanos y que los encargados de formular políticas nacionales e internacionales escuchen sus voces fuerte y claro”.

FIM

(*) Expertos ONU: Elizabeth Broderick, Alda Facio, Ivana RadačIć, Meskerem Geset Techane (Presidenta), Melissa Upreti, Grupo de Trabajo sobre discriminación contra mujeres y niñas; Karima Bennoune, Relatora Especial en el campo de los derechos culturales; Koumbou Boly Barry, Relatora Especial sobre el derecho a la educación; David R. Boyd, Relator Especial sobre derechos humanos y medio ambiente; David Kaye, Relator Especial sobre la promoción y protección del derecho a la libertad de opinión y expresión; Dainius Pūras, Relator Especial sobre el derecho a la salud física y mental; Michel Forst, Relator Especial sobre la situación de los defensores de los derechos humanos; Felipe González Morales, Relator Especial sobre los derechos humanos de los migrantes; Fernand De Varennes, Relator Especial sobre cuestiones de las minorías; Maud De Boer-Buquicchio, Relatora Especial sobre la venta y la explotación sexual de niños; Urmila Bhoola, Relatora Especial sobre las formas contemporáneas de la esclavitud, incluidas sus causas y consecuencias; Victor Madrigal-Borloz, experto independiente en protección contra la violencia y la discriminación basada en la orientación sexual y la identidad de género; Maria Grazia Giammarinaro, Relatora Especial sobre la trata de personas, especialmente mujeres y niños; Dubravka Šimonović, Relatora Especial sobre la violencia contra la mujer, sus causas y consecuencias; Léo Heller, Relator Especial sobre los derechos humanos al agua potable y al saneamiento.

Los Relatores Especiales, los Expertos Independientes y los Grupos de Trabajo son parte de lo que se conoce como los Procedimientos Especiales del Consejo de Derechos Humanos. Procedimientos especiales, el mayor órgano de expertos independientes en el sistema de derechos humanos de la ONU, es el nombre general de los mecanismos independientes de investigación y monitoreo del Consejo que abordan situaciones específicas de países o cuestiones temáticas en todas partes del mundo. Los expertos en procedimientos especiales trabajan de forma voluntaria; no son personal de la ONU y no reciben un salario por su trabajo. Son independientes de cualquier gobierno u organización y sirven a título individual.

Para obtener más información y solicitudes de medios, comuníquese con: Hannah Wu (+ 41 22917 9152 / hwu@ohchr.org o wgdiscriminationwomen@ohchr.org). Para consultas de prensa relacionadas con otros expertos independientes de la ONU, contactar a: Sr. Jeremy Laurence, ONU Derechos Humanos  – Unidad de Medios (+41 22917 9383 / jlaurence@ohchr.org).

¿Te preocupa el mundo en que vivimos? Entonces defiende los derechos humanos de alguien hoy. #Standup4humanrights y visita http://www.standup4humanrights.org/es

ODS Relacionados

Rolar para cima